lunes, 3 de agosto de 2009

ARSÉNICO VII (Cómic)

(Para agrandar la imagen, pulsar sobre el dibujo).

10 comentarios:

Marina dijo...

jajajajajaja, ¡pero que lista soy!! jajajaja. Esaba claro. Supongo que seguirá, ¿o no?
Un abrazo.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Sí, lista Marina, claro que seguirá, a no ser que hundas al autor en la miseria.

Otro abrazo para ti.

Pandora dijo...

Ay, pobre, qué decepción se ha llevado. ¿Es que no sabe que se llama a las puertas antes de entrar?

POLIDORI dijo...

No se lo que tienen este tipo de personajes repelentes que te dan asco o mucha pena. No tienen termino medio. Seguro que Robertito, por muy puñetero que sea, no se merece encontrarse lo que se ha encontrado. Pero en fin, las cosas son así.



John W.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Posiblemente, Pandora, sea mejor que se entere cuanto antes, ¿no te parece?

En fin... no sé...

Saludos.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

La verdad, John, es que, pobre chaval. Esas cosas marcan.

Saludos.

Sombras en el corazón dijo...

Me paso por aquí a desearte que tengas buena semana y buen Agosto.

Un saludo

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Sombras, eso suena a despedida de vacaciones. Si es así, mis mejores deseos y si no es así, mis mejores deseos.

Un saludo.

María dijo...

Muy Sr. Realmente,
ya puedes ir buscando un buen psiquiatra especialista en psicoanálisis freudianos, para el pobrecito, porque los gritos de Robertito, son más que preocupantes...
¿Pero en qué están pensado estos papás? ¡¡xD!!
¿Porque supongo que serán sus papás?
¡¡No me asustes, que si no lo son, el pobre sin remedio será un pobre desquiciado de por vida!!!
Luego nos quejamos de la delincuencia juvenil, los chicos torcidos y violentos y esas cosas...
¡¡muy explícito!!..
¿que tal siguen tus picotazos?
besos

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Desde luego, María, sea el padre o no, mal lo tiene el pobre chaval.

De los picotazos, desde que me compré el aparatito que hace ruiditos, nada de nada; también es cierto que, como buen cobarde que soy, aún no me he atrevido a salir al exterior vestido de Tarzán.

Besos.