lunes, 19 de noviembre de 2012

MÁS VALE TARDE...

MI ÚLTIMO TRABAJO


Gotas de sudor recorren mi cara… tiemblo… y no tengo frio ni calor. Mi mano también tiembla… sé que si fallo, aunque sea porque se encasquille mi revolver, seré yo quien la diñe.

Sale. Apunto. Disparo. No se encasquilla el arma, pero la bala que queda suspendida a escasos centímetros.

16 comentarios:

Temujin dijo...

¿Cincuenta palabras y una pistola?

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Eso es, TEMUJIN, ni una más, ni una menos.


Saludos.

BB dijo...

Limpiaba la pistola: Su brillo enceguecedor nublando mi propósito, pero frotaba y frotaba con la esperanza de que no aparecieras. Pero, hermosa y fría, con la sonrisa despectiva que siempre usas, con la burla en ese semblante altanero y bello, ni siquiera escuchaste el sonido de la bala que los borró para siempre...

Un regalo para ti

BB dijo...

Uff!!! No sabía que se trataba de un concurso...Pero allí queda...

BBesos

BB dijo...

Si son cincuenta, pues, aquí van.

Limpiaba mi pistola: su brillo enceguecedor nublando mi propósito, pero frotaba y frotaba con la esperanza de que no aparecieras... Pero, hermosa y fría, con la sonrisa despectiva de siempre y la burla en ese semblante altanero, ni siquiera escuchaste el sonido de la bala que los borró para siempre.


Besiños

María dijo...

xD, JUAN...¡¡ ni siquiera las balas tienen fuerza ya !! si es que este mundo parece una Coca Cola sin gaass ¡¡qué cosa más triste!! y no lo digo por tu microbio de relato, que está muy bien, al menos tu pistolero puso toda la carne en el asador (sudó en frío y en caliente) lo digo porque todo es igual de desvaído.

Menos mal que siempre nos quedará BB encegueándonos a todos:-)

Muchos besos y que las balas se quedan todas así, sin ganas de matar a nadie.



PD
¿Y la que iban a dispararle a él? ¿salió? o también se desmayó según salía...

Marina dijo...

Ay mi niño, pero que rebonico que ma salio.

Pongo el enlace de tu blog y a ver si lo lee la gente que empezamos las votaciones ya enseguidita.

Por cierto te falta publicar la foto... la próxima vez te hago un plano.

GRACIASSSSSSSSSSSSSSSSSSSS por el enchufe que tengo contigo.

Miles de balazos de besos.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Ay, ay, ay... ahí has hecho trampa, BB, te sobran tres palabras... Ay, ay, ay... hay que ver cómo eres.

Besos enceguecedores de brillo de arma.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Claro que salió, MARÍA; de ahí la elipsis del relato. ;-)

Sí, BB nos ha resultado una enceguecedora... el buen desenceguededor que la desencegudece (no sé si ya me he liao), buen desenceguecedor será--- --- --- Puf... ... ...

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

MARINA, ¿que soy de armas tomar de lo burricáncano que soy?: Seguro; pero sigo sin ver por ningún lado las normas que me he saltado para participar. Pero que conste que seguramente fui de los primeros en escribir el relato; otros se adelantarían porque leerían antes que yo la convocatoria, pero el menda, en cuanto que entró en tu blog, que escribió lo que escribió, por aquello del bolero de que "si tú me dices ven..."

Besos y gracias por el enchufe, profe.

BB dijo...

mmm... tenías que leer el segundo: cincuenta justitos...O sería que te encegueciste?
De todas formas, tu balazo que se quedó en suspenso, me pareció genial.
Besos enceguecidos o acaso cegatos?

Tracy dijo...

¿Una entrada tuya sin dibujo?, porfa ... explícamelo.

mojadopapel dijo...

Después de leer todos me paseo por aquí a leerte y no me aclaro...quien sale?...apuntas tú?..no se encasquilla el arma, y la bala se queda flotando?. Creo que después de leer tantos microrelatos lo confundo todo y necesito unas vacaciones.Bienvenido al Bang!.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Me encegueciné sin duda, BB.

Besos de cegato.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Verás, TRACY, es que era una especie de duelo literario al que nos sometía Marina en su blog.

Besos.

MUY SEÑORES MÍOS dijo...

Creo, MOJADOPAPEL, que la clave está en que el relato está contado en primera persona. No me obligues a destriparlo, venga.

Saludos.